La Historia de Elche
y de nuestra Gastronomía

28 de noviembre de 2021

Historia de Damel 1950-1990

Nuestra cultura

Capítulo 1

Los comienzos de una gran marca
Año 1964

Los años sesenta llegaban a Elche con el auge de la industria, sobre todo la zapatera. La ciudad comienza a vivir una prosperidad económica nunca vista. Atrás, quedaron los años duros de las restricciones y varias empresas de la ciudad empiezan a despegar a nivel local, nacional e incluso internacional. Entre estas industrias destaca una: Damel.

Empanadas Uruguayas. Taberna Fuego Lento Elche

Trabajadoras de Luis Torres envolviendo caramelos. Años 50

Anuncio de chicles Cheiw. Finales de los años 50, principio de los 60

 

Damel, firma histórica en el mercado español de confitería, nació como resultado de la evolución de una pequeña pastelería en el año 1860.  Hasta 1964 se denominaba Dama de Elche y Luis Torres y CIA, y uno de sus productos estrella era la goma de mascar Cheiw (un juego de letras, ya que «chew», significa «masticar» en inglés.), que la venían fabricando desde principios de los años 50 (Se patentó la marca Cheiw en 1950) y pasaría a ser, unos años más tarde, uno de los artículos más populares entre los niños de toda España.

Alfonso XIII visita Elche
Año 1905

Empanadas Uruguayas. Taberna Fuego Lento Elche

Aparece el chicle Cheiw
Años 50

Empanadas Uruguayas. Taberna Fuego Lento Elche

En la segunda mitad de los años 50 el Chicle Cheiw se elaboraba en barritas, en bolitas y bolas, así los denominaba la propia empresa Luis Torres Castaño CIA. La firma ilicitana también comercializaba otros productos que no llegaron a trascender en la década siguiente como Poppys, Nevica, Licoretas, Talgo, Cocsel, Pájaro Azul, Nata Torres, Dátiles y Huevos Yema. Todos estos productos eran caramelos de yema, pastillas de café y leche, toffees, bombones, grageas de regaliz y unas minúsculas bolitas de anís que servirían para rellenar pequeños juguetes de plástico trasparente.

Hay que destacar esos pequeños regalos de promoción que iban con sus productos, como la publicidad de los chicles en papel secante. En aquellos años el papel secante se utilizaba para la escritura con plumilla o pluma estilográfica, después llegó el bolígrafo a finales de los años 50 y ya no hizo falta este tipo de artículo que absorbía la tinta. En una de esa publicidad con papel secante, hay dos jugadores de baloncesto compitiendo y el lema es “Cheiw goma de mascar para deportistas”, editado en el año 1953. Había otros con niños mascando chicle y decían “Cheiw goma de mascar hinchable”, editados en 1952.

 

 

Aparece el chicle Cheiw
Años 50

Empanadas Uruguayas. Taberna Fuego Lento Elche

Hay que destacar esos pequeños regalos de promoción que iban con sus productos, como la publicidad de los chicles en papel secante. En aquellos años el papel secante se utilizaba para la escritura con plumilla o pluma estilográfica, después llegó el bolígrafo a finales de los años 50 y ya no hizo falta este tipo de artículo que absorbía la tinta. En una de esa publicidad con papel secante, hay dos jugadores de baloncesto compitiendo y el lema es “Cheiw goma de mascar para deportistas”, editado en el año 1953. Había otros con niños mascando chicle y decían “Cheiw goma de mascar hinchable”, editados en 1952.

 

 

Alfonso XIII visita Elche

Empanadas Uruguayas. Taberna Fuego Lento Elche

Escribe, refiriéndose al Arroz con Costra, José Pascual Urban en su libro “Folklore ilicitano” (1942):

Castelar, Cánovas del Castillo, Sagasta y Dato y cuantas personas ilustres pasaron por Elche, tuvieron el gusto de probar, como cosa obligada este tipo de arroz”.

En 1929 el escritor, periodista, político y gastrónomo, Dionisio Pérez Gutiérrez, publica para el Patronato Nacional de Turismo, La guía del buen comer español. El escritor que también firmaba sus libros con el seudónimo “Post- Thebussem”, habla en su libro del Arroz con costra y la afición del monarca por este plato. Post- Thebussem, lo atribuye a un arroz de Alcira, dice que es una gran invención culinaria:

“El Arroz al horno al estilo de Alcira, que es, en realidad, un arroz con costrá, semejante al que comiera Alfonso XIII, pudiera figurar en la lista de las más afortunadas invenciones de la ciencia culinaria. Es, en verdad, un maridaje de cocido catalán, con su pelota característica, y una paella valenciana. Un notable cocinero de la región, Antonio Peñaranda, ha salvado este arroz ejemplar de posibles evoluciones, mudanzas, olvidos con una metódica receta, muy bien hecha”.

 

 

Dionisio Pérez Gutiérrez, fue autor de más de una veintena de obras literarias, precursor del periodismo gastronómico y presidente honorario de la Asociación Profesional de Cocineros de Cataluña, firmó a menudo sus escritos con el seudónimo de Post-Thebussemen reconocimiento a Mariano Pardo de Figueroa, Doctor Thebussem, autor del volumen La mesa moderna, impreso en 1888.

 

Historia de la cocina

 Magazine

Un espacio cargado de historia, de nuestra historia personal y la que muchos de nosotros hemos vivido o hemos conocido. Reportajes relacionados con la cocina y de todo lo que hoy llamamos gastronomía. Arte, tradición y cultura de una ciudad que quiere preservar su legado.